dashblog logo
Sign up with your email address to be the first to know about new products, VIP offers, blog features & more.

Planeo enviarte contenido muy interesante cada domingo, al cual tendrás acceso sólo suscribiéndote al newsletter

Zapisz Zapisz

¡Hola, soy tu crisis existencial!

Un día vas caminando por la calle, te detienes y sientes como el tiempo se congela, por unos segundos, eres capaz de recorrer cada instante de tu vida; de repente el tiempo vuelve a seguir, recobras el aliento y lo primero que dices es…

¡FUCK VOY A LOS 30’s Y AÚN NO HE HECHO NADA CON MI VIDA! *música de suspenso*

 

¡Felicidades!, has entrado a la dimensión desconocida de la crisis existencial en donde nada parece lo que es, te enojas contigo, con tus padres, con el mundo, todo está mal. De un momento a otro todo se derrumbó dentro de ti, estás ahí parada en camino a los temidos 30, creyéndote un fracaso, perdida y sin muchas esperanzas de recuperar el rumbo pronto.

 

A mí la crisis me llegó a los veintitantos, un día de verano tipo 5:00 pm, casi a punto de salir de mi trabajo, me paralizó y a partir de se momento todo cambió… me llegó sin avisar, así como la primera menstruación, en un momento estás jugando inocentemente con tus primas a las muñecas, y al siguiente eres una mujercita capaz de procrear vida, ¿qué? pero si no estoy lista para crecer.

 

¡¡¡Qué!!! Pero si no estoy lista para enfrentar la vida… ¡Que alguien me mande el instructivo, por favor!

 

Llegar al punto de inflexión me obligó a ver hacía adentro…

PAUSA: lo sé, que pereza mirar hacía adentro, es más cómodo seguir en la juerga haciéndose la loca, culpando al mundo y a los traumas que nos heredaron los padres por los fracasos en la vida, es más sencillo y más barato. *Fin de la pausa*

Volviendo al grano, ver hacía adentro me llevó a encontrarme con mi niña interior y observar lo horriblemente olvidada que la tenía, me partió en mil pedazos, ella tenía fe y esperanza en mí, que creceríamos, la romperíamos y nos comeríamos el mundo.

 

Pero en vez de eso, me estaba convirtiendo en una joven adulta que renegaba de su vida, sus condiciones, se olvidaba de sus sueños, de ella y se estaba adaptando a lo que el mundo decía que era mejor para ella.

 

¿Cómo demonios mi niña no iba a estar triste?, si yo la estaba llevando por un camino que era todo menos libertad y felicidad, que era rigidez, una imagen, unas metas, limitaba su creatividad.

 

Y bueno, dentro de todo el caos en la dimensión desconocida de mi crisis, tuve un poco de claridad para comenzar a entender, que cuando le pones pause a tu vida, y comienzas a ver más allá de tus narices, las cosas suelen tomar sentido y reconoces, que en realidad no importa si decepcionas a tus padres, a tus amigos, o al mundo en general; lo que realmente importa es si decepcionas a tu niña interior,  si dejas de escucharla, si la ignoras o la ves como una parte de ti que ya no es relevante.

 

Es ahí en donde todo el castillo de arena que te fuiste creando en tu vida adulta se empieza a caer, por que las bases no estaban solidas, por que creíste saber lo que querías, pero dejaste de escucharte a ti y tu niña, y preferiste anestesiarte y seguir la corriente.

 

Pero calma sister, que no todo está perdido, a pesar de que te ignoraste por muchos años a ti y tu niña, ella como cualquier niño sabe perdonar, y sigue teniendo esa fe inquebrantable en ti, y que de alguna u otra forma la llevarás a esa vida que juntas soñaron.

 

Pero ahora es momento de hacer frente a los tiempos violentos, por que esta crisis es como una profecía que tenía que llegar, la tienes aquí y ahora, de esta nadie se salva, ni nuestra querida princesa del pop, Britney, *muchas fuimos testigo de su crisis loca pelona*

 

Entonces, por experiencia te recomiendo: ponte cómoda y no te resistas por que es peor, cuida tu alimentación, tu estomago después lo agradecerá y trata de conservar la cordura, por que de aquí en un buen tiempo la vas a necesitar… baby, ¡¡this is just the beginning!!

 

Por que así es, nuestra perfectamente imperfecta vida.

 

¡No te vayas que este es solo el comienzo, te veo en el siguiente post!

 

PD: si vas llegando y todavía no sabes de que se trata todo esto, ingresa aquí para entender todo este embrollo.

compartir
0

Aún sin comentarios.

¿En que estas pensando?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

%d bloggers like this: